lunes, 30 de abril de 2012

[Arte Japonés] La pintura en la época prehistórica.

Los vestigios más antiguos del arte pictórico japones descubiertos, consiste en adornos pintados sobre cacharros, y dibujos modelados en relieve en las campanas de bronce (a) del periodo Yayoi medio (siglo I D.J.). Muestran hombres ocupados en la caza (b), en un bote, descascarando arroz (c), y en otras ocupaciones rurales, y animales y aves, especialmente ciervos y aves acuáticas. por su forma y por el estilo de sus dibujos, estas campanas son distintas de todo lo producido en el norte de China en aquella época, aunque es posible que tengan una relación con el arte del bronce del Valle de Yangtze (reino de Ch'u).
Las pequeñas escenas tienen una limpieza de diseño y una posición de ejecución que se convirtieron luego en las características notables del arte de Japón.

Algo posteriores a las pinturas de las tumbas del periodo de los Tumulos (alrededor de los años 250-550 D.J.), la mayoría de las cuales se han hallado en la parde norte de Kyüshu cerca de Corea. De las 71 tumbas descubiertas, las más importantes son la de Otsuka (Tumba Real) cerca de Fukuoka, y la del pueblo de Takehara, las dos del siglo V, o principios del siglo VI. Las losas que cubrían las tumbas estaban recubiertas con una capa fina de arcilla, en la que había pinturas de hombres, caballos, plantas estilizadas, dragones y las barcas que se llevaban las almas de los muertos. Los colores -rojo, verde, amarillo y negro- son atrevidos y aplicados con crudeza, y los diseños muestran cierta afinidad con las pinturas de tumbas mucho más complicadas que la Corea contemporánea.






Fuente: LAS BELLAS ARTES, Vol. 09, Arte Chino y Japonés. Pag. 99


Copyright © 2014 Black Moral Яesistance | Designed With By Blogger Templates | Distributed By Gooyaabi Templates
Scroll To Top